“Y se elevó en los cielos, perdida entre las nubes, nunca más supimos de Columbia… hasta hoy”.

‘BioShock’ es una de las mejores sagas de la presente generación, y quizás uno de los mejores FPS de todos los tiempos. Recibiendo todos los elogios de la prensa especializada y la comunidad gamer en todo el mundo. Su magnifica historia, acompañada de su increíble ambientación y jugabilidad, lo hace uno de esos títulos que deben estar ajuro en tu colección.

Con el lanzamiento de su tercera entrega, ‘BioShock Infinite’, el mundo entero tenía puesto los ojos sobre su director, Ken Levine y el estudio Irrational Games, quienes nos presentan como resultado final uno de los juegos que una vez que lo empiezas a jugar te atrapa, y no puedes dejarlo hasta ver como acaba todo.

Bienvenidos a Columbia

bioshock infinite COLUMBIA

La historia toma lugar en el año 1912, donde encarnaremos a un ex agente, que responde al nombre de Booker DeWitt, quien es asignado por un hombre misterioso a encontrar la oculta ciudad de Columbia y raptar a Elizabeth, pieza fundamental para el desenvolvimiento de toda la trama.

¿Pero qué hace tan especial este juego? Una de las grandes razones es Columbia, esa magnifica ciudad flotante, cuya ambientación está inspirada en los Estados Unidos de hace muchas décadas atras, distorsionando parte de su historia, nos toparemos con estatuas de héroes patrios como Benjamin Franklin, George Washington y Thomas Jefferson, donde son adorados por los ciudadanos como si fuesen figuras religiosas, y además, todo esto viene armonizándo con bastantes elementos steampunk.

Música para los oídos

La música es sublime, que junto a la ambientación logra sumergirte en la historia de forma increíble. Garry Schyman es el compositor principal y director en este apartado, con arreglos originales bastante trabajados, y mucho de ellos con ese sonido particular de hace unas siete décadas atrás, que le va como anillo al dedo.

Las voces de los personajes esta muy bien trabajadas, los diálogos están muy bien escritos, manteniendo siempre la atención del jugador en la pantalla, y sobre todo, despertando la curiosidad ante cada uno de los hechos que inteligentemente van bien encadenados al siguiente.

Una jugabilidad envidiable

gameplay bioshock infinite

Si llegaste a jugar alguna de las entregas anteriores, entonces te podrás dar una idea de como va la jugabilidad de este juego, donde a pesar de ser un FPS, no solo te dispondrás a eliminar a cuanto enemigo se te atraviese, si no que también deberás explorar, revisar cada uno de los armarios, cajas y gavetas, ya que en ellas encontrarás todo tipo de items que te harán la vida un poco más fácil.

Desde su primera entrega, ‘BioShock’ siempre me ha parecido un FPS inteligente, donde al eliminar a un enemigo no solo dependerás del arsenal que cargues encima, sino que también puedes ponerte creativo utilizando los vigorizadores, que vienen siendo una especie de “pociones mágicas” características de la saga,  que alteran nuestro ADN y nos proporcionan habilidades sobrenaturales, como puede ser lanzar bolas de fuego, ráfagas de electricidad o controlar manadas de cuervos para atacar, por mencionar algunos.

A medida que avanzamos iremos encontrando dinero que nos servirá para comprar mejoras a cada una de estas armas y habilidades, que obviamente ayudará a causar mayor impacto a la hora de combatir.

Un deleite visual

bioshock infinite...

‘BioShock Infinite’ es un auténtico deleite visual, con un modelado de personajes muy bien logrados, un diseño de escenarios realmente genial y unos efectos de iluminación, que junto a lo antes mencionado, convierte a Columbia en un lugar muy lleno de vida.

Me gustaría que se hagan un favor, y tomense su tiempo para apreciar cada uno de los detalles de los escenarios, caminen por la Columbia como si fuesen unos turistas, no se dirijan a las misiones principales de forma directa, ya que de verdad es toda una experiencia detallar la cantidad de elementos y de personas interesantes con los que nos podemos topar.

Conclusión

‘BioShock Infinite’ es una obra maestra en toda la extensión de la palabra, un auténtico respiro de aire fresco para la industria de los videojuegos, con una trama y una ambientación envolvente, que sin duda alguna no es solo uno de los grandes títulos del 2013, si no uno de los grandes de toda la historia.

BIOSHOCK INFINITE
Gráficas10
Sonido10
Jugabilidad10
Duración8.5
Nota de lectores1 Vota0.1
Lo Bueno
La Ciudad de Columbia
El Modelado de los personajes
Los detalles de los escenarios
La música
La historia
Lo Malo
9.6
INCREÍBLE
COMPARTIR
Humano en estado beta, fundador de @Pixenario, cazador de zombies y navegador profesional de internet